Querida Jane

Querida Jane,
Por un momento me olvidé de responder a la invitación de Elizabeth para hoy. Aún no es tarde para agradecerte el paseo de esas letras hasta mí. Tuve el placer de verlas volar como aquellas águilas que vuelan hasta quemar sus alas contra el sol, únicamente, para caer en el océano y volver a salir con un par de alas nuevas.
Han sido pila bautismal, muchas veces, para conservar solemnemente mi puño arriba, mientras sostenía cualquier palabra: dicha o silenciada.
Por un momento me olvidé, pero me detengo —una ola de segundo— en las mías, un poco más, para que sientas con ellas el arrullo de mis dedos.

Con el más profundo respeto y admiración, mi abrazo.
Gema Albornoz


Esta obra de Gema Albornoz está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra en https://emocionesencadenadas.com.

http://www.youtube.com/watch?v=Rht7rBHuXW8

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s