Y que todo cambie

Dibujar, entre la niebla, un bosque.
Barrer el sendero cubierto de hojas
—y que todo cambie.

Soltar al pez errante por las aguas
de mi cuerpo. Saltar con él al vacío
—y que todo cambie.

Poner la chispa justa entre mis dedos
y esa rueca hiladora de fuego eterno
—y que todo cambie.

Reescribir la historia desde el primer
amanecer hasta el primer crepúsculo
—y que todo cambie.

Y que todo cambie
ante cualquiera de los efectos
lo justo e injusto,
lo antiguo y novedoso,
lo real y fantasioso,
la verdad y lo contrario,
el sol y las profundidades
de mi propio ser.

Gema Albornoz

Licencia Creative Commons
Esta obra de Gema Albornoz está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra en https://emocionesencadenadas.com.

Anuncio publicitario

3 comentarios sobre “Y que todo cambie

Los comentarios están cerrados.