Pero ya lo olvidé

¿A cuántas discusiones

me encuentro de tu ceño fruncido?

Me encuentro a tres cuadros

de ser imagen en tu pared.

Ya olvidé la guerra de promesas

sobre tu cama.

Sobre tu mirada

se vestían mis sábanas.

Con uno de tus gemidos

se liberaban por la ventana.

Se liberaban, pero ya lo olvidé.

Olvidé que yo era musgo

y mi meta era cubrir todo.

Tú eras lluvia

y los meses en la ventana

en la que dejaba escurrir mi mano en el cristal.

Recuerdo recordando al recordar

que no quisiste mojarme, entonces,

y yo moría —moría— de sed.

Gema Albornoz

Licencia Creative Commons
Esta obra de Gema Albornoz está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra en https://emocionesencadenadas.com.

Anuncios

6 comentarios sobre “Pero ya lo olvidé

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s