Panorama de campiña estival (Experiencia veraniega “La Poesía no muerde”)

Los veranos, para generaciones anteriores, tenía otras connotaciones. Estos son algunos recuerdos de los veranos en la Campiña Sur Cordobesa.
Conmemorando que el gusto por lo rústico, por lo tradicional, por mis raíces.
Gracias a La Poesía no muerde por animarnos a participar en la experiencia veraniega, por poner esas piezas que encajan.
Gracias Yoyita, porque ese poema tomó una dimensión más completa con tus ilustraciones.

¡Una preciosa experiencia que no olvidaré!

Gema.

LA POESÍA NO MUERDE

Yoyita Yoyita

Yoyita Yoyita

Las cosechas de trigo y cebada
casi recogidas en su totalidad.
Los garbanzos y las habas
se granan y se dejan secar.
El cilantro a manojos
se enreda como aros
y una vez seco
se rasca con piedra
para que los granos
vayan soltando.
El girasol que gira y gira,
entre la noche y el día,
se siega con maquinarías
que al cortar los lampazos,
sus pipas traga y guarda.
Los mulos amarrados
a una traba de hierro,
clavada en el suelo,
apuran el rastrojo
dejado en el campo ,
ahora desierto.
Mientras la cuadrilla
busca la sombra de olivos
va recogiendo los hatos,
para otro día;
ordenándolos.
Al fresco del patio del cortijo
se sientan bajo la parra
y se ponen a conversar
de las tareas que aún quedan
por terminar.
No faltan los amoríos
ni el cortejo entre guiños y refranes,
suenan coplillas de campo,
de…

Ver la entrada original 34 palabras más

Anuncios

2 comentarios sobre “Panorama de campiña estival (Experiencia veraniega “La Poesía no muerde”)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s