De tropiezos reincidentes

Caer más de dos veces en el mismo error es una de las mejores armas —y cualidades— del buen tropezador. Lleva la piedra a la izquierda del zapato. Para cuando la necesita. Sólo tiene que pisar un poco. Un filo en falso con cordones desatados. Ese salto ejecutado tantas otras veces poseedor de tu cuerpo.… Leer más De tropiezos reincidentes

Anuncio publicitario